Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2011

El barril de fondo estancante

Hay días en que el alma del ser humano se estanca en el pasado, en que  busca en lo más profundo de sus recuerdos un anhelo que no llegó a ser realizado, hallando en los pasillos de un edificio en ruinas lo que un día fue vida, habitando en el limbo junto a fantasmas conocidos.

 ¿ Los sueños son recuerdos? se preguntaba un hombre en un día lluvioso mientras observaba como decaian cuesta abajo las gotas del recuerdo. Como si de notas musciales se tratase, componia con su mente divagante un rompecraneos sin una solución aparente, en algunos momentos al caer la tarde, sentia el deseo de descubrir una sensación nueva que le reviviera el presente y quizá, solo quizá el futuro. Las gaviotas en los embarcaderos perdieron su encanto, los campos de trigo ondeantes al viento murieron en una sequia, los eclipses solares fueron historia a diario, los besos se volvieron monotonos, los sueños.... ¿los sueños? se volvieron objeto del pasado, como todo. Cada roce, cada aroma, cada sonido y cada paisa…

La sangre de Mona Lisa

El silencio tenue hace crujir los rincones de una habitación de hotel. Un hotel de "pecados", infame, entregado al veneno de los placeres mundanos, al vacío de espíritu y a la sociedad del deseo. La terraza se halla fría a la  espera, rodeada del canto mortuorio de un grupo prehistorico, de tiempos anteriores al mundo, de objetivos olvidados. Ella, se posa angelicalmente en uno de los altos peldaños que cercan el ultimo piso de aquel hotelucho..

El aire  chocando contra su rostro hela sus huesos y le reseca los ojos, los labios y sus lágrimas. Ella es una chica de semaforos, un mimo sin hogar que pinta maquillaje en su rostro para cubrir los moretones de la vida. vida que se desvanece.

La luna la observa desde lo alto,taciturna.. aguardando el siguiente paso. La actriz del teatro del mundo observa al público de esa noche: dos gatos extraviados y unos cuantos murcielagos que revolotean a su alrededor ¡Que escena tan conmovedora para un poema de baudelaire! ¡Que galardón para …

Escribo para ti

Hoy escribo para ti porque hace bastante no lo hago,
porque aunque parezca extraño a veces olvido como hacerlo,
porque aun tengo el recuerdo y el sabor de tus labios en las comisuras de los mios,
el olor de tu perfume se mezcla con los pensamientos.

Hoy escribo para ti en secreto aunque no lo parezca,
porque a veces como muchas otras el corazon se me acelera con el recuerdo de las despedidas,
porque suspiro en medio del silencio al recordarte.

Hoy escribo para ti sin saber como acabe esto, ni como decidi comenzarlo....

Cambios siniestros

De repente llegó el aroma a fármacos y el olor nauseabundo de la enfermedad apareció atropellandonos con todas sus fuerzas. Estabamos en el hospital, despues de largas horas de espera recuperandonos de un accidente que pudo costarnos la vida. Las jeringas cubrian todo el cuerpo de la pequeña niña que se encontraba frente a mi, al parecer estaba sola, nadia la había visitado durante los 2 días que llevabamos ocupando aquellas camillas insulsas y frías. Matt aún no recuperaba el conocimiento - era bastante preocupante- Mientras tanto la gente se arremolinaba fuera del hospital tratando de entrar al lugar y a la habitación donde nos habían ubicado, nos rodeaban tal cantidad de ramos y regalos con notas de aliento que generaban cierto alivio en mi alma. Mi pierna estaba fracturada en 3 puntos criticos, me habian puesto una placa de metal y unos cuantos clavos en la región del femur haciendome un reemplazo práctico. A mi llegada me habian suministrado alrededor de 15 bolsas de sangre, ya q…